G-02X4NQKDLS
Skip to content Skip to sidebar Skip to footer

Puedes llorar y cerrar tu mente, estar vacío y dar la espalda. O puedes hacer lo que ellos querían: sonreír, abrir los ojos, amar, seguir y dejar plasmado todas aquellas palabras que no nos dieron tiempo decir y recrear un jardín de memorias.